domingo, 23 de noviembre de 2008

Vidas anónimas


Cuando llegué a la frutería había como 5 personas delante, así que me dio tiempo a observar atentamente a cada una de ellas y a fantasear historias sobre su existencia. Me gusta imaginar la vida de la gente cotidiana que veo a diario por la calle.

La señora Juani estaba pidiendo acelgas, patatas, zanahorias, puerros… seguramente para prepararles a sus dos nietos un puré de verduras a la hora de comer. La señora Juani recoge a sus nietos a la salida del colegio, les alimenta como mandan los cánones y les vuelve a llevar a que aprendan que 2+2 son 4. Sin embargo, de vez en cuando, la yaya Juanita les consiente con una hamburguesa y algún que otro tubérculo frito.

Pepe el quiosquero, para mí tiene cerca de 60 años, está viudo y lleva toda su vida en la caseta del medio de la plaza. Está al día de todo lo que pasa en cualquier parte del mundo. Es muy detallista y se preocupa por facilitarles las cosas a sus clientes colocando cada ejemplar con especial cuidado. En la parte central los periódicos; El País, el Público… a la izquierda, El Mundo, La Razón, El ABC… a la derecha; al sur La Tribuna; al nordeste La Vanguardia y al suroeste Hoy. El As y el Marca cuelgan del larguero del puesto y en los brazos laterales, que se despliegan a la hora de apertura, se encuentran las revistas; en la parte baja las del corazón y en la parte alta las de adolescentes, que para algo toman cada día más Danonino. Así que el kilo de naranjas que va a pedir, le sirven para madrugar y terminar airoso su jornada.

Esperanza ronda los 40 y espera impaciente su turno mirando una y otra vez su reloj de brillantes. Va a comprar unos puerros para su Vichysoisse y unas fresas para el postre. Su amigo especial, el banquero, viene a cenar y ha pensado en cocinar algo rápido y ligero para disponer de más tiempo a la hora de llevárselo al huerto y amarse hasta el amanecer.

Guille tiene 19 años, viene de León para estudiar arte dramático y acaba de independizarse. Su santa madre le ha impuesto que ingiera alcachofas, que protegen el hígado, así que se dispone a comprar corazones curativos para todas las juergas nocturnas que se le vienen encima.

Y delante de mí está Jesús,¡Ayyy Jesús...! Alrededor de 30 años, alto, moreno, ojos negros y barba desaliñada pero de impecable apariencia... todo un adonis. Ideal si no fuera gay. Está esperando comprar cebolleta, aguacate y limones para prepararle a Pedro arroz a la tailandesa. Pienso en quien fuera Pedro y me traen de vuelta a la realidad el –¡¿Quién va ahoraaaaa?!- del frutero y el – ¡Vaaaaamos niña, que es para hoy!- de la señora Paca.

12 comentarios:

Daky dijo...

juer chica, casi casi es como si hubiera estado contido en la frutería.
A mi me pasa muhco eso, veo a la gente e imagino como serán sus vidas.
muchos besos

Sux dijo...

yo miro a sus zapatos e intento comprender sus vidas...besitos nena

manu dijo...

Ja ja ja...
Hace años, cuando viajaba en metro ( ahora viajo en Taxi ), me pasaba algo parecido. Observaba a la gente y les adjudicaba " papeles " para las peliculas; Casting, lo llaman ahora.
ja ja ja ja....
Besote Ea.

Lara tiene alas dijo...

Que decir... creo que no estamos en peligro de extinción.

A mi me pasa lo mismo. Busco protas, atrezo, director...

Un beso fuerte

cachorro dijo...

A mi no me da tiempo de imaginarme la vida de mis clientes , me la cuentan ellos , jeje .
Corasón! Que bien que escribes joia!

El murmullo de las cucarachas dijo...

Molan las historias de la peñaaaaa..asi... en los sitios donde los humanos compartis oxigeno y miasmas!!!...

Y si son ANONIMOS... aun mejor!!!!

Pones el cartel de cerrado en la tasca este viernes????.... o tienes lio???

besossss y versosssssssssss eaaaa!!!!

ea! dijo...

Aysssss que mierda de semana!!

Dakyyy!! como te va wapa??

Suxxx!! los zapatos tb hablan jeje

Manuuu!! el metro es un gran lugar para imaginar vidas...

Lara!! me alegra verte por aquí, tómate una cañita anda!!

Cachorroo!! tu sí que tocas bien la batería!! :P seguro que cuando miras el espejo interior, antes de que empiezen a hablar, algo se te pasa por la cabeza jejeje

Cucassssss!! pues igual chapo y me voy a veros!!

Un besazo a todosssss!!!

Santi el montador dijo...

Eita muy bonito relato y me encanta que te fijes en las personas, muy a menudo lo hago y también me invento la vida de cada uno de ellos, sabes lo que hecho de menos el ambiente de antes, esas voces anunciando los productos, esos piropos tan salaos de los vendedores y esas sonrisas de las clientas. Un besito y también para las compis de piso de mi parte, os hecho de menos.

Núria dijo...

Hola Ea!

Pues a mí hace años y vivia con mis papis y no me dejaban tener moto y tenía k coger el metro...me imaginaba la vida de la gente...de dónde vendrían a dónde irían...luego las Ramblas de BCN daban para un casting "numeroso" y el centro de Londres ya ni te cuento,XD...Esto pasa por vivir en grandes ciudades en los pueblecitos lo wapo k es k todo el mundo se conozca...Saludets!

Ilusoluis dijo...

Yo hago al revés, Ea!

El frutero es el frutero, el gay es el gay, la señá Paca es la seña Paca.

A quien reinvento es a mí mismo.

A veces llego a casa en un estado tan alucinógeno que alucino.

Jijiji.., besito.

Sux dijo...

nenus os quiero a toitas ñam!!

ea! dijo...

Y yo a ti corazónnnnnn!!!
Aysssssss a ver si actualizo esto!! jejeje

Un besazoooooooo!!